Cómo orientar la cama. Recomendaciones para dormir bien

Mientras dormirnos, nuestros sentidos se relajan. Es un momento de desconexión, donde lo único que importa es descansar y recuperar la energía perdida durante el día. Pero no podemos negar que aun así, nuestro instinto de conservación se mantiene alerta. Sobre todo, en las partes de la habitación donde se produce mayor movimiento, es decir, la puerta y la ventana.

Esto puede afectar a nuestro sueño de manera negativa, evitando que sea totalmente reparador. En este sentido, hay que tener en cuenta los distintos factores que intervienen y pueden convertir un sueño placido en todo lo contrario. Entre ellos destaca el ruido, la alimentación, nuestro estado anímico… y aunque cueste de creer también ¡la energía del hogar! Y es que, la ubicación de sus componentes y, en este caso de la habitación, son muy importantes. En especial es fundamental saber cómo orientar la cama, ya que te permitirá disfrutar mucho más de tus horas de sueño y sentirte lleno de energía al día siguiente.

Así pues, hay tres elementos en una habitación que pueden interferir en el descanso positiva o negativamente: la puerta, la ventana y cómo orientar la cama.

¿Por qué? Aunque pueda sonar asustadizo, la puerta y la ventana son los dos lugares por los que puede entrar un peligro, de modo que nunca debemos colocar la cama en un sitio desde el cual no podamos ver lo que ocurre en estos dos sitios, ya que entonces nuestro cuerpo estará inquieto y no descansaremos de la forma adecuada.

Es parecido a lo que pasa cuando dormimos en casa de otra persona, el sueño no es tan reparador porque nuestro cuerpo no está familiarizado con el ambiente.

Cómo orientar la cama para dormir plácidamente

Pues bien. Si tenemos en cuenta que uno de los elementos que forman parte de las células de nuestro cuerpo son los electrones, con cargas positivas y negativas, deberemos orientar la cama hacia el norte de modo que nuestro cuerpo se alinee con el norte para que el descanso sea más satisfactorio, puesto que el flujo magnético de la tierra no lo interfiere.

Y seguro que ahora mismo te estás preguntando el por qué. Los motivos que se esconden detrás de cómo orientar la cama tienen mucho que ver con la polarización de nuestro cuerpo y los campos magnéticos de la Tierra.

Tip Principal:

Debes orientar la cama hacia el norte, es decir, donde apunta la cabeza, debe estar dirigido hacia el norte y los pies hacia el sur

De hecho, nuestro planeta no deja de ser un imán con sus dos polos, el norte y el sur, que crean un campo magnético del que se derivan fuerzas que nacen en el polo sur -a nivel de geografía- y que se dirigen hacia el polo norte. Por eso, al dormir alineados con el norte facilitamos el descanso porque en esa dirección no interferimos con el flujo natural de la tierra, que va en dirección sur-norte.

Pero cuando hablamos de cómo orientar la cama, ¿a qué nos referimos exactamente? Pues que el cabezal de la cama, donde apunta la cabeza, debe estar dirigido hacia el norte y los pies hacia el sur.

Y así como saber cómo orientar la cama es importante para dormir bien, también lo es el diseño de la habitación. Hay ciertos puntos que mejorarán tu sueño. ¡Atento!

Jamás debe haber una ventana o un espejo detrás de la cama. En el caso de que no haya otra opción posible, respecto a la ventana, una opción es colocar unas cortinas gruesas para que frenen un poco el flujo energético.

No debe haber nada que cuelgue por encima de la cama, si esto fuera inevitable, procurar siempre que se trate de cosas livianas como, por ejemplo, una lámpara de papel.

Lo ideal es que la cama esté apoyada en una pared, pero el cabezal no puede estar apoyado en una pared que dé al baño, ya que es un lugar que transmite malas energías.

Colocar la cama en un sitio desde el cual sea posible ver a cualquier persona que entre en la habitación sin que debamos girar la cabeza más de 45 grados.

Tampoco es conveniente dormir con la cama enfrentada a la puerta, sobre todo, si un pasillo largo llega directo a la puerta. Si no se pudiera cambiar la cama, sería simplemente dormir con la puerta cerrada.

No colocar la cama en el medio de la habitación, puesto que produce un efecto de flotación e inestabilidad, que en adolescentes es especialmente nefasto.

Evitar los aparatos eléctricos (tipo televisión, equipo de música) y los aparatos para hacer ejercicio dentro del dormitorio porque tienen energía activa.

Optar por luces tenues con pantallas suaves que emiten paz y tranquilidad.

No decorar la habitación con adornos o cuadros relacionados con el agua. Hay teorías que dicen que agudizan los problemas de alergia, asma y otros problemas respiratorios.

Una pequeña selección de nuestros mejores colchones

  • Colchones alta gama antiacaros
  • Colchones alta gama HR
  • Colchones alta gama firmeza alta
  • Sabiendo cómo orientar la cama y siguiendo todos estos consejos, mejorarás tu descanso. Eso sí, no te olvides de que el colchón que elijas también es fundamental. ¡Ah! Y tampoco dejes de lado la ventilación, la temperatura y el orden. ¡Son muy importantes!

    TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

  • Qué es un canapé. Definición y ventajas
  • Qué es un canapé. Definición y ventajas
  • LEER MÁS
  • ¿Es bueno dormir sin almohada? ¡Descúbrelo ahora!
  • ¿Es bueno dormir sin almohada? ¡Descúbrelo ahora!
  • LEER MÁS
  • Cómo orientar la cama. Recomendaciones para dormir bien

    Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

    ACEPTAR
    Aviso de cookies